ca-La compra de vivienda crece un 19,4% en junio y toca máximos de tres años

2016-08-03

Más de 36.850 cambiaron de manos, la mayor cifra desde el arranque de 2013.

El mercado de la vivienda sigue su recuperación y en junio el número de casas y pisos que cambiaron de manos tocó su máximo en más de tres años. Se registraron en total 36.856 compraventas, un 19,4% más que en el mismo mes del 2015, según el Instituto Nacional de Estadística (INE). El crecimiento en junio es algo inferior a las de abril y mayo (cuando se elevó el 30% y el 23%, respectivamente) pero supone el broche al mejor semestre desde 2010. Eso sí: no en todas las provincias la recuperación es tan potente, ya que las operaciones se concentran alrededor de cinco grandes núcleos urbanos.

Si se tiene en cuenta la evolución de todo el primer semestre, el crecimiento de las ventas de la vivienda es del 16,4% con respecto al periodo enero-junio del 2015. En total en la primera mitad del año se cerraron 207.593 transacciones. Es el mejor semestre que vive el sector desde la segunda mitad de 2010, cuando se vendieron 213.969 casas. Lejos quedan todavía los meses del boom inmobiliario. En el primer semestre de 2007, por ejemplo, se cerraron 432.608 operaciones, más del doble que ahora. Aun así, el ritmo se ha acelerado mucho y se venden ya cerca de 60.000 viviendas más que en el peor momento del sector, en el segundo trimestre de 2013.

Los análisis del sector hacen presagiar que el año terminará con crecimientos positivos y que la vivienda usada seguirá siendo la que tire del sector. Por ejemplo, Bankinter publicó el martes un informe que señalaba que prevé que la demanda en España alcanzará los 440.000 pisos este año, lo que supone terminar el ejercicio con una subida del 10% con respecto al todo 2015. En cuanto a los precios, señaló que espera une incremento de entre un 3% y un 5%.

Bajos tipos de interés

Con los tipos de interés tan bajos, las entidades ofrecen rentabilidades mínimas en los depósitos y el ladrillo recupera atractivo como inversión ya que, además, con el euríbor negativo los intereses de las hipotecas son también reducidos. De cara a 2017 Bankinter señalaba que se mantendrá al alza la venta, con ritmos cercanos al 6%, hasta las 480.000 casas al año como máximo.

Sobre la ralentización de la subida de ventas en junio (en mayo y junio el crecimiento de operaciones fue superior) Fernando Encinar, jefe de estudios de Idealista, recordó este miércoles en un comunicado que "el sector sigue mejorando sus cifras con paso firme" y que el avance interanual lo demuestra, con una mejora del 19,4%. Sin embargo, destacó las diferencias entre zonas, que son muy significativas. "Aunque los datos son muy positivos también muestran que el 45% de las operaciones se cierran en 5 provincias, lo que provoca que mientras algunas provincias crecen a ritmos de dos dígitos, otras mantienen todavía tendencias bajistas".

En concreto, por provincias, Madrid es donde más viviendas se venden, con 5.441 transacciones solo en junio. Le sigue Barcelona, con 4.145. Después está Alicante (2.620), Málaga (2.535) y Valencia (1.795). Estas zonas se están recuperando de la debacle que vivió el mercado inmobiliario a partir de 2008.

Aunque el sector en estas provincias tampoco ha recuperado los niveles precrisis, con respecto al punto álgido de 2007 la venta en Madrid es un 27% inferior. En Barcelona, un 29%. Y en Málaga un 25%. Mientras, en otras provincias la atonía sigue siendo la máxima. Con respecto al nivel precrisis, en Asturias, León, Salamanca, Huesca o Jaén las ventas son ahora un 60% más bajas. En Cuenca y Ciudad Real, un 70%. Y en Teruel, las ventas son ahora un 80% más bajas que en 2007.

Si se amplía el foco de las compraventas de junio a todo tipo de fincas (también rústicas o locales comerciales), el número de transmisiones inscritas en los registros de la propiedad fue de 151.447, lo que supone un 3,3% más que en el mismo mes de 2015. En el caso de las fincas rústicas, bajan las operaciones un 1,6% con respecto al mismo periodo de 2015 (un 0,2% en el semestre). 

Fuente: http://economia.elpais.com/economia/2016/08/03/actualidad/1470211656_253818.html